Avanza padrón definitivo para entregar más de 1.100 viviendas en Ayolas a antiguos pobladores

352

Asunción, Agencia IP.- La Entidad Binacional Yacyretá (EBY) avanza en la creación de un padrón definitivo para legalizar la situación de las familias que viven en los núcleos I y II, de “Las Mil Viviendas”, en Ayolas y con ello, dar una solución definitiva al dilatado caso social.

El director de la EBY, Nicanor Duarte Frutos, informó que la decisión del Gobierno es entregar oportunamente esas viviendas en forma gratuita a los ocupantes. Se trata de 1.134 viviendas que fueron utilizadas para albergar a los obreros durante la construcción de la Central Hidroeléctrica.

“Son familias que se encuentran en la zona desde el inicio de las obras y otras fueron vendidas, por lo que estamos abocados en los trabajos de catastro. Se está terminando el empadronamiento de las personas que serán beneficiadas”, detalló Duarte Frutos este lunes tras reunirse con el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, en Palacio de Gobierno.

El referido padrón final, una vez verificado e incluso luego de un periodo de tachas y reclamos, será elevado a la Dirección y al Consejo de Administración de la Entidad Binacional Yacyretá, que a su vez -por tratarse de un activo del ente binacional- deberá ser elevado a la ANDE (Paraguay) y IEASA (Argentina) para su análisis y aprobación.

En otro momento, anunció que la República Argentina transfirió a Paraguay 7.500.000 dólares por la cesión de energía de la represa Yacyretá.

De igual forma, mencionó que la hidroeléctrica está elevando su producción con la crecida del río Paraná, es decir un 20 por ciento  más de energía de lo que venía generando anteriormente.

“La crecida del río Paraná ha sido muy importante, ya que ha permitido que muchas barcazas con productos agrícolas puedan salir del país y dinamizarse de este modo, las exportaciones que representan divisas también para el país”, exteriorizó.

Por otro lado, mencionó que en la sesión del Comité Ejecutivo de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), en la que participaron las nuevas autoridades designadas por el gobierno argentino para la margen izquierda, se definió el presupuesto de la institución para este año, que estará en el orden de los 280 millones de dólares.

Allí acordaron dar continuidad a los programas sociales, principalmente en la zona de influencia donde la sequía ha generado impacto negativo, afectando en su mayoría a las familias que se dedican a la agricultura familiar.

“Los pequeños ganaderos del Ñeembucú también tuvieron serios problemas. Estamos apoyando la resiembra, con kits de víveres a la mayoría de las organizaciones que tienen serios problemas por lo que ha ocurrido en nuestro país.

Finalmente adelantó que para el 2022 se tiene previsto iniciar la construcción de la Costanera  en Ayolas, al que calificó como un proyecto de gran envergadura y sobre todo, muy anhelada por los pobladores.

Compartir: