Brasil, un camino poco convincente a la final de su Copa

110

Río de Janeiro.- La selección brasileña, mermada semanas antes del torneo por la baja de su gran estrella, Neymar, lesionado en un amistoso contra Catar, ha protagonizado un camino poco convincente a la final del Maracaná, en el que ha ido de menos a más, con la goleada 0-5 a Perú y la semifinal ganada 2-0 a Argentina como mejores momentos.

Brasil arrancó el torneo jugando en el Morumbí de Sao Paulo contra la selección más débil de su grupo, Bolivia, pero el esquema defensivo del combinado andino sorprendió y contuvo a la pentacampeona durante 50 minutos, hasta que Phillipe Coutinho encontró, por dos ocasiones el camino a la red, seguido por Everton.

Las sensaciones se confirmaron en el siguiente duelo de la anfitriona, en el Arena Fonte Nova de Salvador, donde se enfrentó con el férreo sistema defensivo de Venezuela y su arquero, Wuilker Faríñez, quien protagonizó toda una exhibición y contó con el auxilio del videoarbitraje. El VAR anuló tres tantos brasileños: uno de Roberto Firmino, otro de Gabriel Jesús y uno final de Coutinho.

Con cuatro puntos, los mismos que Perú y solo dos menos de Venezuela, en la última jornada la ‘Canarinha’ podía quedar incluso eliminada, en un hipotético triple empate si perdía ante Perú.

Pero fue entonces, en el Arena Corinthians de Sao Paulo, cuando surgieron los goles que no aparecieron ante Venezuela. Pese al dominio inicial del conjunto incaico, un cabezazo de Casemiro en el minuto 12 allanó el camino de la anfitriona. Firmino, tras un error del meta peruano Pedro Gallese y luego Everton, Daniel Alves y Willian redondearon el resultado, que podría haber sido mayor, pero Gallese le paró un penalti a Gabriel Jesus.

Clasificada como primera de grupo, Brasil recibió como rival a una de las mejores terceras, Paraguay, que obtuvo el billete de rebote y con solo dos puntos. La ‘Albirroja’ se encerró, se encomendó a su portero, Roberto ‘Gatito’ Fernández, y forzó los penaltis. Una parada de Alisson y un error del paraguayo Derlis González dieron paso libre a la anfitriona.

En la semifinal del Mineirao de Belo Horizonte apareció Argentina, tras haber sido segunda de su grupo, en un partido que sonó a final anticipada. Por ambiente lo fue, y también por el jugadón de Alves, que regateó a dos y pasó sin mirar a Firmino, cuyo centro fue rematado a gol por Gabriel Jesús a los 20 minutos.

El tanto no desarmó a Argentina, que intentó e intentó, estrelló un cabezazo de Sergio el ‘Kun’ Agüero en el larguero, y obligó a lucirse a Alisson; pero en un contragolpe con carrera de Gabriel Jesús y pase para Firmino, la ‘Canarinha’ mató el encuentro y se ganó su plaza en la final del Maracaná.

En caso de que Brasil conquiste en el legendario estadio Maracaná su noveno título de Copa América con la portería imbatida será la primera vez que la Canarinha levantará el título de esta competición sin sufrir goles en todo el torneo. EFE

Compartir: