Con Semáforo de Eliminación de la Pobreza buscan elevar calidad de vida de familias

153

Asunción, IP.- El gerente de la Fundación Paraguaya, Eduardo Gustale, informó que el “Semáforo de Eliminación de la Pobreza” es una metodología aplicada de manera pionera por la institución en el Paraguay y que logró expandirse a más 24 países. La misma busca que las familias puedan salir de la pobreza teniendo en cuenta 50 indicadores de igual importancia.  

“El concepto de pobreza no es solo no tener dinero, sino que es también no tener un baño, cocina, no poder recibir educación, falta de autoestima y de participación en el sufragio, entre otros”, destacó Gusatle en contacto con Radio Nacional del Paraguay.

Sin embargo siguió explicando que “hay que reconocer que el concepto de pobreza sigue siendo muy complejo de entender y nosotros lo que proponemos es que se entienda la pobreza en todas sus dimensiones y categorías, pero de una manera sencilla para que las familias paraguayas en su día a día pueda comprender de que se trata”.

Con este tipo de metodología lo que se obtiene es un tablero de control y cada familia tiene su propio mapa de salida de pobreza donde se identifican las cosas por mejorar y las cosas que ya ha alcanzado.

“Acá ya no se trata de ser pobre o no pobre, sino lo que se busca es agarrarse de esos puntos de mejora y superarlos mediante las familias y el apoyo de la Fundación Paraguaya con cursos y capacitaciones para superar ese indicador en negativo. Hay 120 empresas que actualmente están utilizando el semáforo con sus colaboradores”, reconoció.

Ahora bien en el caso del trabajo que vienen realizando con comunidades de Cerrito y Remansito, afirmó Gustale que se encuentran presente porque ahí tienen una escuela avícola.

“Somos miembros de la comunidad y nos sentimos parte de ella, por eso nos acercamos a las familias y a los líderes locales para que sepan que este no es un proyecto de asistencialismo sino que cada uno puede conocer su estado actual y tomar medidas para mejorar eso”, afirmó.

En ese sentido dijo que la Fundación lo que se encarga es de conseguir un mentor para que guie a las familias a cómo mejorar pero sin el concepto de asistencialismo. “Nosotros buscamos combatir esa idea y por ello realizamos charlas de sensibilización por el lapso de 4 meses dentro de la comunidad para que todos sepan de qué se trata”, reafirmó.

Un ejemplo de las acciones que realiza el mentor en pos de mejora la situación de las familias es verificar que todos cuenten con cédula de identidad actualizada y de ser necesario contacta con las autoridades pertinentes para que lleguen a las comunidades y realicen jornadas de identificación y cedulación.

Otro de los casos es el de las chacras que no producen, entonces se instruye a las familias a que sepan dónde radica la problemática y solucionarla.

En cuanto a las localidades donde los servicios del Estado no llegan, muchas veces sostiene el gerente es por desconocimiento, como por ejemplo el Programa Tekoporã muchas personas no acceden por no saber cómo realizar los trámites para las solicitudes.

Concluyó el gerente aclarando que lo que se busca es que las familias puedan diagnosticar por ellos mismos su situación y que por medio de los mentores puedan elevar su calidad de vida, enfocándose en mejorar los indicadores que faltan superar y pasar del semáforo rojo a amarillo y una vez superado pasar a verde.

Compartir: