Notorio movimiento en puesto fronterizo de Pilar tras reapertura de paso a la Argentina

661

Asunción, Agencia IP – Con la habilitación del paso fronterizo entre el puerto de la ciudad Pilar y Colonia Cano, República Argentina, se registra una primera jornada con masiva afluencia de personas en el puesto de migraciones de la capital del departamento de Ñeembucú.

“El trabajo, por más que sea un poco lento el proceso de dar salida a las personas, se desarrolla con normalidad”, destacó este martes a Radio Nacional Carlos Antonio López, el jefe de migraciones de Pilar, licenciado David Frutos.

Mencionó que las documentaciones requeridas para el ingreso a la República Argentina son el carnet de vacunación, esquema completo, declaración jurada y seguro médico internacional contra covid-19.

«Nosotros hacemos un pre filtro aquí para que las personas no vayan a migraciones de la Argentina y reboten o sean expulsados por no contar con esos documentos. Si tienen todas las documentaciones se le hace la salida pertinente de acá. Para el ingreso a Paraguay nada más se precisa la libreta de vacunación, esquema completo», explicó.

Frutos indicó que las personas deben hacer su salida, tanto paraguayos como extranjeros al igual que la entrada. «Mucha gente dice yo soy paraguayo, igual tiene que hacer la entada. Todos tienen que hacer su entrada y salida», remarcó.

Por otro lado, destacó que en la primera jornada más de 120 personas ya realizaron la gestión para viajar a la República Argentina. Aclaró que en la institución, en lo posible, tratan de ser guías a los interesados en viajar al vecino país, a fin de brindar datos que precisan en relación a la declaración jurada.

Finalmente, el jefe de migraciones de Pilar recordó que la oficina atiende en horario continuado, desde las 6 hasta las 18:00 horas. “Es un día ajetreado porque no esperábamos esta cantidad de personas. Ojalá se vuelva a la normalidad y que todos trabajemos”, culminó el licenciado David Frutos.

Reactivación y esperanza para los comerciantes

La reapertura del paso fronterizo también representa un alivio para trabajadores de diversos rubros que vieron cesadas sus actividades durante la pandemia.

«Significa para nosotros una esperanza de volver a retomar nuestra actividad, volver a nuestro puesto de trabajo. Estamos como 60 personas que estamos trabajando acá directamente y fuimos un sector muy afectado por la pandemia, durante dos años, un mes y dos días sin trabajo y eso fue muy difícil para nosotros», expresó Miguel Gamarra, cambista del puerto de Pilar.

Señaló que en el lugar trabajar habitualmente estibadores, taxistas, cambistas, boleteros y vendedores ambulantes, además de los transportistas y lancheros que brindan el servicio a los pasajeros.

Compartir: