Día Mundial del Guardaparque: Paraguay tiene 83 para cuidar más de dos millones de hectáreas

1168

Asunción, Agencia IP.- Este domingo se celebra el Día Mundial del Guardaparque, figura que cumple un rol clave e indispensable para el desarrollo e implementación de acciones impostergables en materia de conservación, protección y puesta en valor de nuestras áreas silvestres protegidas. Paraguay sigue estando lejos de tener la cantidad ideal de guardaparques.

La Federación Internacional de Guardaparques declaró el 31 de julio de 1992 como el Día Mundial del Guardaparque, para enaltecer su labor y su compromiso para mantener y proteger los tesoros naturales y culturales del mundo.

En Paraguay, la actual gestión del Ministerio del Ambiente y Desarrollo Sostenible (MADES) entiende esta importancia e impulsa fuertemente un fortalecimiento integral de los recursos humanos, equipamientos, logística y estructura en los parques nacionales de dominio público.

Al lograr la incorporación de 30 nuevos guardianes, se aumentó a 83 la cantidad de guardaparques que dan cobertura a 15 áreas protegidas de las 46 que se encuentran en el Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas (SINASIP).

En total, son 2.446.769 hectáreas las que están bajo la responsabilidad del ente ambiental. Entonces, la cantidad de personal sigue siendo insuficiente según reconoce la propia institución.

Esto teniendo en cuenta que la recomendación de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), es que se precisa como mínimo un Guardaparque por cada 500 hectáreas.

Eso significa que en el país se estaría requiriendo más de 5.000 trabajadores que resguarden nuestras áreas naturales. Un dato que contrasta significativamente con la realidad ambiental nacional.

Los guardaparques forman parte de esa línea más vulnerable de esta lucha frontal contra acciones ilícitas en los parques nacionales, como las plantaciones de marihuana y las invasiones de los autodenominados “sin tierras”, quienes mantienen bajo constante amenaza a los funcionarios.

Recordemos que esta gestión impulsó sendos operativos de eliminación de cultivos ilegales en los parques San Luis, Cerro Corá, Paso Bravo y Ñacunday. Además, se encuentra afrontando y denunciando actualmente las constantes invasiones que ponen en peligro estas áreas de conservación como lo ocurrido días pasados en Paso Bravo.

Dotar a las áreas silvestres protegidas de más guardaparques es una necesidad que forma parte de las prioridades de esta gestión.

Si bien se logró realizar una reingeniería presupuestaria, mejorando la ejecución gastos y aumentar los ingresos que permitió la inversión en tecnologías aplicadas en los procesos ambientales, aumentar el actual presupuesto del MADES es más que urgente, ya que resulta ser simbólico ante el universo de necesidades y las importantes funciones que tiene la institución en materia ambiental como la conservación de los parques nacionales.

El MADES rinde homenaje a su plantel de guardaparques y les agradece la vocación de servicio y la entrega total a la noble misión de proteger los últimos remanentes de bosques en Paraguay, para las futuras generaciones.

Compartir: