Iniciaron estudios topográficos y censo para futuras obras de acceso al Puente de la Integración

830

Asunción, Agencia IP.- Arrancaron esta semana en Presidente Franco los primeros estudios topográficos y el censo catastral, para determinar la cantidad de afectaciones con las obras de acceso al Puente de la Integración.

Se trata de las tareas previas a la construcción del Corredor Metropolitano del Este, que estará a cargo del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), informó la Itaipu Binacional.

Estas intervenciones son realizadas para la liberación de la franja de dominio y la implementación del denominado Plan de Acción Social, informaron desde la cartera de Estado. El futuro corredor contará con dos accesos al nuevo puente: uno en zona rural y otro en el casco urbano de la ciudad.

El primer punto consistirá en la construcción de una nueva ruta de aproximadamente 31 kilómetros, con una franja de dominio de 100 metros. Para el acceso urbano, cuya extensión es de 4,6 km, se prevé el ensanchamiento de la avenida Bernardino Caballero, donde se plantea una franja de dominio nueva de 30 metros, así como ampliaciones del lado este.

Es en este sector se tiene un mayor número de afectaciones, alrededor de 100. La cifra podría ser mayor teniendo en cuenta que dicho estudio ya tiene varios años.

Los inmuebles afectados están localizados en su mayoría en Presidente Franco, debido a que el acceso inmediato a la futura pasarela internacional se encuentra en el barrio Tres Fronteras, mientras que en Minga Guazú afectará unas pocas fincas rurales. En Los Cedrales y Hernandarias, que igualmente formarán parte del Corredor Metropolitano del Este, no se requerirá de expropiaciones.

Puente de la Integración

Paralelamente, continúan los trabajos de construcción del Puente de la Integración Paraguay-Brasil. Actualmente, se procede a la colocación de los primeros cabos de atirantamiento que sostendrán la calzada de la conexión vial.

Cabe recordar que la obra ya supera un 60% de ejecución y, a la fecha, ya fueron utilizados más de 23.000 metros cúbicos de hormigón, equivalente a 55.200 toneladas de concreto; y unas 18.460 toneladas de acero.

Asimismo, se realiza el ensamblaje de los perfiles metálicos para las dovelas que serán utilizados ya en el lanzamiento libre hacia el Paraná, y se trabaja en la fabricación de losetas de hormigón para la calzada.

Compartir: