Gobierno presenta nueva política de combate al lavado de activos desde el sistema de contrataciones

1088

Asunción, Agencia IP.- La Dirección Nacional de Contrataciones Públicas (DNCP) presentó una nueva política de integridad, con el que busca prevenir el ingreso de recursos financieros de origen irregular al sistema de compras estatales.

El director de Contrataciones, Pablo Seitz, informó que la DNCP ha iniciado investigaciones derivadas de operaciones implementadas por organismos nacionales de seguridad, que tienen por objeto evitar que proveedores y contratistas del Estado cuenten con recursos financieros provenientes del lavado de dinero o bienes y en general de cualquier actividad ilícita.

En prosecución a dichas investigaciones, reconoció la necesidad de avanzar en medidas preventivas desde el Estado y en ese marco, surge la referida iniciativa, que pretende constituirse en la base de actuación no solo de su institución, sino de otras relacionadas al ámbito del control del lavado de activos e integridad de los proveedores estatales.

“Con esto podríamos disminuir y saber cómo manejar los conflictos de intereses en un mercado que si bien es pequeño, en cuanto a cantidad de actores en el caso paraguayo, pero muy relevante en porcentajes del PIB y presupuesto que se ejecuta a través de este mecanismo de las compras públicas”, exteriorizó.

Sobre el punto, señaló que con esta herramienta también se fomenta la competencia leal y la transparencia de la información, claves para medir la eficiencia y efectividad de un mercado de contrataciones públicas. “El presidente de la República nos ordenó limpiar la cancha de todos los obstáculos que evitan la competencia leal”, alegó.

Asimismo, ponderó la necesidad de actuar y castigar ante potenciales hechos ilícitos, pero lo que principalmente pretender es implementar prevención de este tipo de actividades.

Por su parte, la asesora en temas de Seguridad de la Presidencia, Cecilia Pérez, que el crimen organizado debe ser atacado en todos sus frentes. Sostuvo que no se trata solo de detener a las personas relacionadas a este flagelo, sino de golpear la estructura financiera para debilitarlos.

“La seguridad no es solamente interno, sino transnacional y se ha entendido como tal”, subrayó Pérez.

De esta manera, Paraguay entra en un ámbito importante al desarrollar una política pública concreta, atendiendo a que no hay precedentes en la región, más bien buenas prácticas aisladas.

“No existe en otro país una política nacional de prevención de lavado de dinero de compras públicas  como una medida anticorrupción, por lo que nos estaríamos constituyendo en pioneros en la región con este tema”, resaltó finalmente.

Compartir: