Presidente pide responsabilidad para que primera fase de la cuarentena inteligente sea exitosa

428

Asunción, IP.- El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, llamó a la solidaridad y responsabilidad de todos los paraguayos en la implementación de la primera fase de la cuarentena inteligente que se inició desde este lunes, para que las actividades económicas se vayan desarrollando paulatinamente y con relativa normalidad.

“Tenemos que ser solidarios para cuidarnos y ser solidarios con los diferentes actores de la sociedad para que las actividades económicas se vayan desarrollando paulatinamente, teniendo como principio la responsabilidad para ir avanzando y que Paraguay siga siendo un ejemplo”, indicó Abdo Benítez desde Palacio de Gobierno.

El presidente manifestó la necesidad de que la fase 1  de la cuarenta sea exitosa para que más sectores puedan operar desde las próximas semanas, ya que están atravesando momentos muy complicados a causa de la pandemia.

Destacó igualmente que todo el esfuerzo del pueblo paraguayo en el cumplimiento de las medidas adoptadas por el Ejecutivo, permitieron el reinicio de las actividades laborales de diferentes sectores, con optimismo y relativa calma, sin dejar de lado las medidas dictadas por el Ministerio de Salud.

Las expresiones del presidente se dieron durante el anuncio de la construcción de nuevas Unidades de Salud Familiar que serán encaradas en los departamentos de Alto Paraná y Central, con apoyo de la Itaipu Binacional.

Durante el acto realizado por videoconferencia, Abdo Benítez hizo un llamado para seguir asumiendo con responsabilidad el inicio de la cuarentena inteligente para enfrentar con éxito la pandemia del coronavirus.

Comentó que le hubiera gustado que el anuncio de la construcción de las Unidades de Salud Familiar (USF) se haga con presencia de todas las autoridades, pero destacó que la metodología elegida, a través de la videoconferencia, es justamente para generar conciencia sobre la necesidad de seguir manteniendo los protocolos sanitarios como parte de la vida cotidiana.

“Este acto simboliza el compromiso que tenemos todos los paraguayos con ir avanzando hacia una relativa normalidad pero respetando nuestra nueva forma de vida, de trabajar y desarrollar nuevas capacidades, manteniendo el hábito de la higiene, del distanciamiento físico y la no aglomeración, así como el uso del tapabocas para evitar la propagación del virus”, expresó.

Respecto a las obras a ser encaradas en los departamentos de Alto Paraná y Central, informó que se trata de 42 Unidades de Salud de la Familia, impulsadas con recursos de la Itaipu Binacional, que beneficiarán a 160.000 pobladores aproximadamente.

“La medicina preventiva es parte fundamental para nuestro Gobierno porque ya hemos hecho muchas USF, para seguir desarrollando capacidades, que Paraguay se siga moviendo, pero respetando los protocolos sanitarios”, añadió.

El jefe de Estado resaltó que actualmente no hay ningún paciente de coronavirus internado en terapia intensiva, lo que significa que se hicieron bien los deberes, mediante la adopción oportuna de las medidas sanitarias.

En ese orden, hizo hincapié en el impacto que están teniendo los programas de asistencia estatal implementados por el Ejecutivo en el marco de la cuarentena, llegando a 2.500.000 de beneficiarios.

“Vamos a seguir trabajando con los gobernadores para tener presencia y contención social en los sectores más vulnerables de nuestra sociedad y también el compromiso con la ciudadanía de seguir trabajando con absoluta transparencia y dedicación”, indicó finalmente.

Compartir: