Abdo Benítez hace nuevo llamado a la solidaridad al anunciar segunda fase de la cuarentena inteligente

473

Asunción, IP.- En un mensaje dirigido a la ciudadanía, el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, pidió que no se relajen los controles sino por el contrario instó a mantener las políticas sanitarias y de ese modo avanzar en nuevas capacidades que permitan reactivar la economía, confirmando el inicio de la segunda fase de la cuarentena inteligente desde el lunes 25 de mayo.

Abdo Benítez desarrolló este jueves una nutrida agenda en el departamento de Guairá, donde entregó maquinarias agrícolas, verificó obras de infraestructura e inauguró la pavimentación asfáltica en el tramo Iturbe – Maciel.

En la oportunidad habló con la prensa, refiriendo que al implementarse la segunda fase de la cuarentena inteligente, prevista para el próximo lunes, muchos otros sectores tendrán la posibilidad de reiniciar sus actividades. Es por ello que hizo un llamado a la solidaridad, advirtiendo que de darse una propagación del virus volverán las medidas estrictas para cuidar la salud del pueblo.

“La economía siempre se puede recuperar pero la vida no, sigamos con este compromiso y responsabilidad que hemos asumido todos desde el día 1”, expresó.

Asimismo destacó que durante todo el proceso de la cuarentena total las obras públicas no pararon, ya que siguieron trabajando, incluso con mayor dinamismo, sin dejar de cumplir los protocolos sanitarios establecidos por el Ministerio de Salud para evitar los contagios por coronavirus.

“No tenemos ni un solo contagiado en todos los campamentos viales y en todo lo que representa el sector vial del Paraguay, es otro ejemplo que el mundo reconoce”, indicó.

Sobre el punto remarcó la capacidad que desarrolló la industria vial y el sector productivo, que no dejaron de operar durante todo el periodo de la cuarentena. Mediante dicho impulso, Paraguay será uno de los países con menor impacto económico en la región tras la pandemia, de acuerdo a las estimaciones de los organismos financieros.

En otro momento, Abdo Benítez reiteró de manera tajante que la frontera con Brasil seguirá cerrada, atendiendo a la complicada situación epidemiológica que atraviesa  el país con 291.000 contagiados.

Admitió que hay muchos sectores económicos que le solicitan la reapertura de la frontera, no obstante señaló que no se puede arriesgar todo el esfuerzo realizado en los más de dos meses de cuarentena.  “Lastimosamente mientras que no esté controlado la propagación del virus, no vamos a poder abrir la frontera todavía”, subrayó.

Nuevamente destacó el papel clave que está cumpliendo la cuarentena obligatoria en albergues de los compatriotas que ingresan al país en evitar la propagación comunitaria del coronavirus, “si el trabajo en los albergues esto hubiese sido un caos”, alegó.

“Hay muchos problemas en el trato diario, ni se imaginan los problemas que se tiene que resolver cada día, pero lo hacemos con el mejor de los esfuerzos, se pueden tener equivocaciones”, agregó al tiempo de manifestar que la mayoría de los casos confirmados son provenientes del exterior.

En ese sentido, reconoció que toda la capacidad de las Fuerzas Armadas ya están siendo ocupadas y por ello están abocados en habilitar más hoteles para el cumplimiento de la cuarentena sanitaria.

El presidente destacó además que actualmente no hay ni un solo internado en terapia intensiva y que el gran trabajo se está haciendo «fuera de los hospitales», y por ello debemos ser “solidarios con quienes están haciendo la gran tarea de poder controlar el ingreso de los connacionales, de mantenerlos en cuarentena y garantizar la salud de nuestro pueblo”, añadió.

Requerido sobre las supuestas irregularidades en la compra de insumos y equipos para la lucha contra el coronavirus, sostuvo que se debe de investigar y en caso de que haya algún delito, el hecho quedará a cargo del Ministerio Público.

“Tenemos que cuidar la plata de pueblo, garantizar para que no se mal utilice ni un solo guaraní del pueblo”, sentenció finalmente.

Compartir: